Encuesta

¿Que hacer con el aeropuerto?
 
Directiva
La oposición aportó veintidós enmiendas a las cuentas PDF Imprimir E-mail
Escrito por Administrator   
Sábado, 23 de Diciembre de 2017 10:21

Noticia publicada en Diario Vasco,el sábado día 23 de Diciembre de 2017.

La oposición aportó veintidós enmiendas a las cuentas

LA CUANTÍA TOTAL DE LAS PROPUESTAS APROBADAS A SPI, EH BILDU Y PP ES DE 353.650 EUROS

JOANA OCHOTECO IRUN.Sábado, 23 diciembre 2017, 00:19
Los grupos de la oposición sumaron a los presupuestos municipales veintidós enmiendas, en algunos casos transaccionadas por una cuantía menor a la inicialmente propuesta. Las aportaciones de SPI, EH Bildu y PP suman 353.650 euros.
SPI logró incorporar 131.000 euros a los presupuestos, divididos en nueve enmiendas: los 15.000 euros para realizar un estudio sobre el comercio se transaccionaron en 10.000. SPI proponía 600.000 euros para crear un Gaztegunea junto al CBA, pero finalmente se aprobaron 15.000 para realizar un estudio previo al respecto. También se transaccionaron, de 10.000 a 5.000 euros, la enmienda para reforzar las campañas de visibilización y sensibilización en torno a la diversidad sexual; y de 15.000 a 6.000 el incremento de la partida de difusión del punto de encuentro y del Servicio de Atención Domiciliaria.
Se aprobó la enmienda referente a una auditoría energética «de cada una de las instalaciones propiedad del Ayuntamiento» por 15.000 euros. «Consideramos que es importante porque lo hilamos con planes de actuación y renovación de esas mismas instalaciones, en función de los resultados de la auditoría», indicó el portavoz, David Soto.
Se incorporó una partida «simbólica» de 10.000 euros para el traslado de las pistas de PlaiaundiHacienda sumó una enmienda plurianual referente a la futura estación de autobuses
El aumento de 20.000 euros que SPI proponía para el Plan de Igualdad se transaccionó en 10.000 euros; y de los 100.000 euros para incrementar la partida de ayudas a la rehabilitación de viviendas se aprobaron 20.000. Los 25.000 euros propuestos por SPI para establecer sonómetros y realizar campañas de sensibilización en torno al ruido en el centro y Parte Vieja se transaccionaron en 10.000 euros.
Algo de confusión hubo en la transacción de la enmienda sobre un plan de ayudas a la contratación de mayores de 40 años: SPI había fijado una cuantía de 100.000 euros que el delegado de Hacienda propuso transaccionar a 25.000, pero David Soto puntualizó que «en esas negociaciones paralelas había acordado 15.000 euros más». El portavoz de EAJ-PNV, Xabier Iridoy, explicó que el aumento en dicha partida podría darse si «se decrementaran otras», pero que «en este momento, entiendo que no tenemos disponibilidad para el incremento». El delegado de Hacienda concluyó que aceptaba el aumento, incorporándose definitivamente 40.000 euros para ese plan de ayudas. Las enmiendas aprobadas a SPI sumaron un total de 131.000 euros.
EH Bildu logró incorporar al presupuesto ocho enmiendas que sumaron 97.650 euros: se transaccionaron 18.150 euros de los 30.000 propuestos para realizar un estudio sobre las fuentes de energía sostenible de la comarca. También se aprobó realizar un análisis e inventario sobre las viviendas vacías que hay en Irun, por una cuantía de 1.500 euros. EH Bildu proponía 20.000 euros para aumentar las ayudas para mejorar el paisaje lingüístico, que se transaccionaron en 10.000 euros. La enmienda de 10.000 euros para mejorar las condiciones laborales de las trabajadoras de los centros sociales para mayores se incorporó.
Otras tres enmiendas de EH Bildu se aceptaron transaccionadas: de 50.000 a 15.000 la partida para aumentar el fondo bibliográfico del CBA, de 10.000 a 5.000 la destinada a organizar actividades deportivas para personas con diversidad funcional, y de 15.000 a 8.000 la creación de una beca para estudiar la memoria histórica de Irun.
EH Bildu proponía aumentar las ayudas para la contratación de jóvenes menores de 30 años en 50.000 euros. El delegado de Hacienda propuso transaccionarla en 20.000, pero el portavoz Jokin Melida se refirió a que «a través de las conversaciones con el delegado de Urbanismo vimos que había posibilidad de sumar 10.000 euros más». El delegado de Hacienda señaló que, al haber retirado EH Bildu una de las enmiendas que en principio se había aceptado, «se puede incorporar esa cantidad» a la enmienda de ayudas a la contratación, que quedó en 30.000 euros.
El PP consiguió que fueran incorporadas cinco de sus enmiendas, por importe total de 125.000 euros: 55.000 euros para la reforma de viviendas destinadas a emergencia social.
También se incluyeron 25.000 euros para colocar un semáforo en el paso de cebra «al principio» de la calle Hondarribia, junto a «la rotonda de Zubimuxu»; y otros 10.000 euros para colocar farolas en la calle Jacobo Arbelaiz, concretamente «entre los números 35 y 42. Para el acceso de todos los jóvenes que van al Conservatorio, sería adecuado iluminar esa zona», señaló Muriel Larrea. El grupo incluyó asimismo 25.000 euros para redactar el proyecto de reurbanización de la calle Poxpologile, en el barrio Dunboa. El PP incorporó también una enmienda «simbólica»: una transacción de 10.000 euros sobre una partida inicial de 500.000 para empezar el traslado de las pistas de Plaiaundi.
Por otra parte, la propia área de Hacienda presentó una enmienda plurianual que se aprobó por unanimidad, referente a un convenio con Adif para realizar actuaciones de cara a la futura estación de autobuses: al presupuesto de 2018 se incorporaron 50.000 euros para ello.
 
PSE, PNV y PP aprueban el presupuesto municipal en una sesión extraña PDF Imprimir E-mail
Escrito por Administrator   
Sábado, 23 de Diciembre de 2017 10:18

Noticia publicada en Diario Vasco, el sábado día 23 de Diciembre de 2017.

PSE, PNV y PP aprueban el presupuesto municipal en una sesión extraña

Un momento del Pleno municipal en el que se aprobaron las cuentas                                 para 2018. /  F. DE LA HERA
Un momento del Pleno municipal en el que se aprobaron las cuentas para 2018. / F. DE LA HERA

LA COALICIÓN DE GOBIERNO MOSTRÓ TAMBIÉN CIERTO GRADO DE ACUERDO CON SPI Y BILDU, AUNQUE VOTARON EN CONTRA

IÑIGO MORONDO IRUN.Sábado, 23 diciembre 2017, 00:23
El Ayuntamiento aprobó ayer las cuentas para 2018, un presupuesto de 73.161.106 euros que se eleva hasta los 75.893.338 con las diversas sociedades participadas por el Consistorio: Bidasoa Activa, Recinto Ferial del Bidasoa, Irunvi, Blaia y Consorcio Transfronterizo. La aprobación la dieron Socialistas de Irun, EAJ-PNV y Grupo Popular, con Sí se Puede Irun y Euskal Herria Bildu en contra.
Pero, como tantas veces se dice en el mundo del deporte, el resultado es engañoso. Podría hacer pensar en dos frentes, pero quien presenciara el pleno no tendrá esa impresión. Ni en un lado hay esa sintonía que reflejó la votación ni la relación entre quienes votan diferente es tan distante. Hay algo de inferencia en estas valoraciones, pero están respaldadas por hechos y algunas intervenciones de los portavoces.

Para empezar, no hubo enmiendas a la totalidad y de las 56 parciales presentadas sobre la propuesta de un Gobierno en mayoría absoluta, sólo 9 fueron rechazadas, 6 de ellas del PP, que votaría luego a favor del dictamen y que, en algunas de estas propuestas no aprobadas por el Gobierno, tuvo apoyo de Bildu y SPI. Se aprobaron 22 enmiendas (con cuantías menores que las solicitadas en muchos casos, eso sí) y 25 fueron retiradas por los grupos proponentes a raíz de que el delegado de Hacienda, Miguel Ángel Páez, se comprometiera a atender petición por otra vía, a trasladarla a la institución competente o a incorporarla en futuras modificaciones de crédito. No hace tanto, a principios de este mismo mandato, la confianza en el Gobierno que Bildu y SPI mostraron ayer ni existía ni se esperaba.
La coalición de Gobierno de socialistas y jeltzales volvió a evidenciar ciertas disonancias
Ésta es, sin duda, una de las claves del Pleno de ayer. La otra ocurrió entre bambalinas y sólo ciertas acciones, gestos y palabras que afloraron durante la sesión dan alguna pista. Muriel Larrea, portavoz del PP, puso a los presentes en alerta cuando criticó, al poco del comienzo, que el Gobierno ha tenido «dos cabezas negociadoras» y que una de ellas habló con los otros grupos de la oposición, pero no con el suyo. «No ha habido interlocución directa», reconoció el portavoz jeltzale, Xabier Iridoy, «pero eso no quiere decir que no haya habido voluntad de negociar con su grupo. A través del delegado de Hacienda hemos llegado a acuerdos para aceptar algunas de sus enmiendas parciales», justificó.
Que algo raro había habido en el proceso de negociación se evidenció del todo cuando el portavoz de SPI, David Soto, habló de «negociaciones paralelas» en las que había obtenido un compromiso diferente del alcanzado con el delegado de Hacienda. Lo mismo el de Bildu, Jokin Melida, que dijo haber acordado con «el delegado de Urbanismo», Xabier Iridoy, una cuantía mayor que con Páez. Ambos se quejaron de que ese acuerdo no se pudiera respetar porque «dependía de detraer unas partidas del PP que se han detraído, pero luego se han incrementado otras», explicó Iridoy. «Cada cual evaluará lo que ha hecho estas últimas semanas», le respondió molesto Soto. Finalmente, «restando del presupuesto general de Obras» y sin ocultar su malestar por no haber sabido de ello, Páez aceptó las condiciones que SPI y Bildu habían convenido con Iridoy.
No es demasiado aventurar que estuviera relacionado con todo esto una parte de su intervención final en la que habló de «la importancia de las lealtades políticas» y afirmó que «no abundan y te puedes encontrar cosas incluso dentro de las propias casas».

Un año con varios retos

El debate presupuestario había comenzado con una intervención del propio delegado de Hacienda para resumir la propuesta del Gobierno.
Entre las inversiones previstas, citó como «apuestas claras en 2018» la puesta en marcha de la línea 4 del transporte urbano y la llegada del autobús eléctrico a la L-1 Zaisa-Hospital, además de «la apertura de la primera piscina municipal al aire libre» en lo que fueron las instalaciones del Tenis Txingudy. Refirió también dos compromisos para el año que llega. «Uno, con el comercio local», para junto a comerciantes, Federación Mercantil y Cámara de Comercio, «establecer una hoja de ruta que intente hacer frente a un futuro ahora incierto». El otro, «con la sostenibilidad y la lucha contra el cambio climático» desarrollando «una estrategia propia en torno a la iniciativa foral Klima 2015 para potenciar energías renovables, ecoindustrias y ecobarrios, avanzar en la movilidad sostenible y propiciar la economía circular».
Quiso hablar «sin triunfalismos» de la mejora en los datos de desempleo y en las medidas del año próximo para mantener esa línea, y buena parte de su internvención la dedicó a la parte social del presupuesto (VPO de alquiler, locales de mayores en barrios, ayudas, hogar del transeúnte...) y enumeró también acciones en cultura, euskera, seguridad... No olvidó reseñar que «desde 2009», el Ayuntamiento no pide créditos por lo que su deuda es cada vez menor y cerrará 2018 por debajo de los tres millones.
 
PSE y PNV consiguen el voto del PP para aprobar las cuentas de Irun para 2018 PDF Imprimir E-mail
Escrito por Administrator   
Sábado, 23 de Diciembre de 2017 10:04

Noticia publicada en Diario Noticias de Gipuzkoa,el sábado día 23 de Diciembre de 2017.

PSE y PNV consiguen el voto del PP para aprobar las cuentas de Irun para 2018

X.S - Sábado, 23 de Diciembre de 2017 - Actualizado a las 10:39h
votos |¡comenta!
Momento de la votación final, en la que PSE, PNV y PP, sumaron sus votos para aprobar el prsupuesto.
2 f Xabier Sagarzazu
irun - PSE y PNV, socios de gobierno en el Ayuntamiento de Irun con una mayoría absoluta de 15 ediles, lograron ayer sumar dos votos más del Partido Popular, para dar la aprobación al presupuesto municipal de 2018, que asciende a un total de 73,16 millones. Las cuentas incorporaron cinco enmiendas propuestas por el PP, además de otras nueve de Sí Se Puede Irun y ocho más de EH Bildu, formaciones, éstas dos últimas, que a pesar de ello, optaron por el no a la hora de la votación final.
La sesión de ayer, de carácter extraordinario, se preveía más corta de lo habitual por la ausencia de enmiendas a la totalidad, y es por ello que finalmente, el alcalde José Antonio Santano, a la hora de fijar el orden del día, había optado por incluir él los asuntos que en principio iban a debatirse en Pleno ordinario el próximo miércoles. 
Tras dilucidarse estos en apenas 20 minutos, arrancó el debate de las cuentas, que se prolongó apenas cuatro horas, con la intervención explicativa del delegado de Hacienda y portavoz socialista, Miguel Ángel Páez.
estabilidad El edil defendió un proyecto de presupuestos que a su juicio "da estabilidad a la ciudad de Irun y aporta proyectos y programas que contribuyen a mejorar la calidad de vida de los irundarras".
En grandes cifras, el presupuesto de 73,16 millones de euros, que experimenta un aumento del 2,5% sobre las cuentas de este año que ahora termina, "tiene su base en el Fondo Foral, cuya aportación de 40,8 millones de euros supone el 55% de los ingresos, mientras que en el capítulo de gasto, los de personal, con una subida del 4,8%, y los de bienes y servicios, con un incremento del 3,3%, suman cada uno algo más de 24 millones, un tercio y otro tercio del gasto total".
En el capítulo de inversiones quedan para el año que viene en Irun 9,69 millones de euros, entre los que tanto Páez como el portavoz del PNV y edil de Urbanismo, Xabier Iridoy, destacaron "las importantes inversiones plurianuales para actuaciones como la reforma del frontón Uranzu, las reurbanizaciones de la calle Hondarribia y la plaza Juan Wollmer o la remodelación de las instalaciones del Tenis Txingudi, que abrirán el próximo verano como piscina al aire libre y pistas de tenis y pádel públicas".
Ambos socios de gobierno valoraron "muy positivamente" el hecho de que ayer no se presentaran enmiendas a la totalidad, lo que a su juicio supone "una evolución de las relaciones respecto a años anteriores que vislumbra la existencia de cauces de diálogo para lograr consensos en asuntos importantes para la ciudad".
debate de enmiendas Tras la exposición inicial, se pasó al debate de las enmiendas que habían presentado los diferentes grupos.
El Partido Popular vio aprobadas o transaccionadas cinco de sus veinte enmiendas, por un importe de 125.000 euros, mientras que el gobierno aceptó incorporar también nueve enmiendas de SPI, por un valor total de 131.000 euros, y otras ocho más de EH Bildu, por una suma de 97.650 euros. Además, la propia coalición PSE-PNV incorporó 50.000 euros más (de un plurianual total de 1,6 millones de euros), para la habilitación de una terminal de autobuses dentro del aparcamiento de la estación de Adif.
Llegó entonces el momento de la votación final, en la que el PP se inclinó por el voto a favor, por "compartir las líneas generales del presupuesto y haber logrado mejoras que beneficiarán a la ciudadanía", según explicaba su portavoz Muriel Larrea.
Desde SPI y EH Bildu, David Soto y Jokin Melida valoraron positivamente la aprobación de algunas de sus enmiendas, pero justificaron sus votos negativos en que "son avances tímidos en unas cuentas alejadas" del modelo de ciudad de cada una de sus formaciones.
 
Santano, presidente del Consorcio Transfronterizo Bidasoa-Txingudi PDF Imprimir E-mail
Escrito por Administrator   
Miércoles, 20 de Diciembre de 2017 12:59

Noticia publicada en Conecta Bidasoa,el martes día 19 de Diciembre de 2017.

Santano, presidente del Consorcio

Transfronterizo Bidasoa-Txingudi

El alcalde de Hondarribia ejercerá como vicepresidente primero,
mientras que el alcalde de Hendaia será el vicepresidente segundo
42
0
Txomin Sagarzazu, José Antonio Santano y Kotte Ecenarro. / Consorcio Transfronterizo Bidasoa-Txingudi
El alcalde de Irun, josé Antonio Santano, ejercerá como presidente del Consorcio Transfronterizo Bidasoa-Txingudi durante el año 2018, en sustitución del alcalde de Hondarribia, Txomin Sagarzazu, tras la última reunión del Consejo General del Consorcio Transfronterizo Bidasoa-Txingudi celebrada en el Ayuntamiento de Hondarribia. Desde la puesta en marcha del consorcio la presidencia del organismo es rotatoria entre las tres ciudades de la bahía y será Irun quien la ostente durante el próximo año. El alcalde de Hondarribia ejercerá como vicepresidente primero, mientras que Kotte Ecenarro, alcalde de Hendaia, será el vicepresidente segundo.
El Consejo General del Consorcio Transfronterizo Bidasoa-Txingudi aprobó asimismo el presupuesto para el ejercicio 2018, que asciende a 309.265 euros, lo que supone un incremente de 15.000 euros respecto a las cuentas del ejercicio anterior.
 
Irun debatirá unas cuentas para 2018 sin enmiendas a la totalidad PDF Imprimir E-mail
Escrito por Administrator   
Miércoles, 20 de Diciembre de 2017 10:15

Noticia publicada en Diario Noticias de Gipuzkoa,el miércoles día  20 de Diciembre de 2017.

Irun debatirá unas cuentas para 2018 sin enmiendas a la totalidad

A las 15 propuestas parciales de EH Bildu se sumarán 18 de SPI y una veintena del PP
XABIER SAGARZAZU - Miércoles, 20 de Diciembre de 2017 - Actualizado a las 06:12h
votos |¡comenta!
La recién iniciada reforma del frontón Uranzu es una de las inversiones plurianuales contempladas.
La recién iniciada reforma del frontón Uranzu es una de las inversiones plurianuales contempladas.
IRUN- El proyecto de presupuestos del Ayuntamiento de Irun para el año 2018, que asciende a un total de 73,96 millones de euros, llegará el viernes a su debate en Pleno sin que ninguno de los grupos de la oposicion al Gobierno PSE-PNV haya presentado enmienda a la totalidad.
Se trata de una circunstancia inédita en los últimos años, en los que grupos como EH Bildu y Sí Se Puede Irun, en este mandato, o también Ezker Batua-Aralar en el anterior, solían pedir al Gobierno la elaboración de unas cuentas nuevas, aun sabiendo que esas enmienda a la totalidad no saldrían adelante.
ESTRECHO MARGENEn esta ocasión, tras su paso ayer por la Comisión de Hacienda, el presupuesto para 2018 se debate el viernes, en Pleno extraordinario a partir de las 9.00 horas, con una batería de 53 enmiendas parciales que han presentado Sí Se Puede Irun (SPI), EH Bildu y Partido Popular. Para todas ellas, el Gobierno ya adelantó que dispone de un estrecho margen de alrededor de 330.000 euros, aunque podría adquirir compromisos adicionales de cara a futuras modificaciones de crédito.
Así, la primera fuerza opositora en Irun, SPI, que cuenta con cinco ediles, llevará a Pleno 18 enmiendas, de las que una pide la reducción de 40.000 euros en la aportación al recinto ferial de Ficoba.
Las 17 restantes, que suman 1.155.000 euros, proponen, entre otras actuaciones, llevar a cabo un estudio de la situación del comercio local (15.000 euros), la habilitación de un gaztegune en la parte del CBA todavía no habilitada (600.000 euros), llevar a cabo una auditoría de eficiencia energética de los espacios municipales (15.000 euros), aumentar en 100.000 euros la dotación de las ayudas para la rehabilitación de viviendas o estudiar la puesta en marcha de una empresa pública comercializadora de energía (60.000 euros).
El Partido Popular, por su parte, presentó un total de 20 enmiendas por un importe de 4,09 millones, de los que “3,5 son para inversiones grandes, como el traslado de las pistas de Plaiaundi, la cubrición de las termas de Oiasso, la peatonalización de la calle lateral a la residencia Caser o las obras del edificio de oficinas municipales de San Juan, junto a pequeñas actuaciones que mejoran el día a día”, según explica Muriel Larrea, una de sus dos ediles.
A las propuestas de SPI y PP se suman las 15 que ya detalló EH Bildu la pasada semana y que orientarán el voto de la coalición hacia el no o la abstención, según sea la respuesta a ellas de PSE y PNV.
 
<< Inicio < Prev 1 2 3 4 5 6 7 8 9 10 Próximo > Fin >>

JPAGE_CURRENT_OF_TOTAL
Foro Ciudadano Irunes - Irungo Hiritar Foroa, Powered by Joomla!; Joomla templates by SG web hosting